domingo, 25 de enero de 2015

El mejor cine de 2014 (I)

Bastante entrado en el primer mes del año, y con algunas películas por ver (Relatos salvajes o Magical Girl, entre otros) llegó el momento de revelar cuáles han sido, en mi opinión, los mejores títulos que se han estrenado en España a lo largo del pasado 2014. Unas pocas se han quedado a las puertas, y ordenarlas ha sido difícil, pero finalmente me he decidido por un total de 18 filmes siguiendo mi opinión personal como único criterio.

11. A propósito de Llewyn Davis
La unión en una misma película de tres elementos con los que, en el mejor de los casos, no me llevo muy bien (a saber, los hermanos Coen, los filmes de temática musical, y el country), me hacían temer un soberano tostón antes de verla. Para mi sorpresa, y sin ser una película que pasará a los anales de la historia, me encontré con una notabilísima obra de personajes, con buenos personajes, buen ritmo y buena historia. 

12. La venus de las pieles
El bueno de Roman Polanski ha demostrado sobradamente en más de una ocasión que las adaptaciones cinematográficas de obras teatrales son un valor seguro en sus manos. Lo hizo en Un dios salvaje La muerte y la doncella, y en esta nueva película vuelve a deleitarnos con un huracán interpretativo, formado en esta ocasión por Mathieu Amalric y Emmanuelle Seigner, una ingeniosa historia contada con muchísima agilidad y, por si fuera poco, divertida.

13. La isla mínima
Seguramente, la mayor sensación del cine español este año, y por buenos motivos. Un thriller policíaco ambientado en la época de la transición, de atmósfera muy conseguida y contado con absoluta maestria. Tiene muchas similitudes (aunque está lejos de su nivel) con una de las mejores películas de su género que se han hecho, la coreana Memories of Murder, pero se nota que busca su propia personalidad y eso siempre hay que aplaudirlo.

14. Ida
Mucho se ha hablado de esta producción polaca que ha dado muy buenas impresiones a la crítica. Sin compartir la euforia de muchos, lo cierto es que su calidad técnica es excelente. Poesía visual y magnífica fotografía para contarnos una historia de sabor añejo que, sin ser lo más original que ha dado el cine, enamorará a más de uno, de la misma manera que puede aburrir soberanamente a muchos otros. Con todo, no puedo dejar de recomendarla.

15. El Gran Hotel Budapest
Si Wes Anderson ya era un director con una cantidad considerable de fans, El Gran Hotel Budapest ha incrementado su número exponencialmente. Aunque las enormes expectativas que tenía en ella hicieron que después de verla me sintiese ligeramente decepcionado con ella, como comedia funciona muy bien, y dosifica mejor que Moonrise Kingdom el humor a medio camino entre lo absurdo y lo infantil propio de su creador. 

16. Alabama Monroe
En unos años en que el cine europeo sigue demostrando que goza de muy buena salud, para que una película destaque por encima de otras tiene que hacer auténticos méritos. Alabama Monroe, sin ser especialmente sobresaliente en otros aspectos, emociona muchísimo con una historia a la vez hermosa y amarga, un drama romántico en el que la música tiene un especial protagonismo y con unas interpretaciones de su dúo protagonistas excelentes.

17. Un toque de violencia
Recientemente estamos viendo cómo en el cine chino comienzan a surgir algunos nombres que, tímidamente, intentan asaltar el trono de los dos grandes maestros del gigante asiáticos, Zhang Yimou y Wong Kar-wai. Aunque a día de hoy la tarea sigue pareciendo misión imposible, al menos estos 'aspirantes' nos dejan interesantísimas obras, como ha sido este año Un toque de violencia, una cruda y nada amable recopilación de historias que reflejan la oscuridad de una sociedad dominada por la corrupción.

18. Dos días, una noche
Una de las mejores formas de identificar a un gran actor es cuando aparecen en una película mediocre o que por sí sola tiene poco de especial. Este es el caso de la francesa Marion Cotillard en este filme en el que su interpretación está muy por encima de una película que, por si fuera poco, no tiene nada de malo. Su descomunal trabajo encarnando a una madre depresiva a punto de perder su trabajo es fácilmente una de las más desgarradoras de todas las que hemos visto este año, y una de las mejores interpretaciones de esta grandísima actriz.


No hay comentarios:

Publicar un comentario